Carta de un suicida social

Si soy brutalmente sintético, el origen de la angustia es la incoherencia entre el pensar y el hacer. Es fácil decir que pienso de cierta manera, incluso es fácil hacer que parezca que obro coherentemente con ese pensar, pero de manera indiscutible y casi en su totalidad, el ser humano…

Remedios para el surrealismo

Ningún niño debe llegar a la edad de 15 años sin antes haber leído La historia interminable de Michael Ende. Las historias que ahí se leen y lo extrañamente familiar que nos resultan sus personajes y escenografías hacen de esta novela una herramienta básica para la maquinaria imaginativa que siempre…